Portada del sitio > Las mayorías de la Cúpula dos Povos lanzan una campaña contra la impunidad de (...)

Las mayorías de la Cúpula dos Povos lanzan una campaña contra la impunidad de las transnacionales

M. A. Fernández y J. Marcos

Miércoles 20 de junio de 2012

El presidente de Amigos de la Tierra Internacional explica para OMAL “la única alternativa que tenemos para que regrese la vida a los ciudadanos”

Los derechos de los pueblos han sido sistemáticamente violentados. La Tierra y sus recursos destruidos, saqueados y contaminados. Las resistencias han quedado criminalizadas. Y mientras, las transnacionales continúan cometiendo sus crímenes económicos y ecológicos con total impunidad. Impulsadas por su imperativo de maximizar las ganancias, las empresas tratan de enfrentar entre sí a trabajadores de diferentes regiones en una carrera que desemboca en el abismo.

No es la antesala introductoria de un prometedor cineasta ni la contratapa del próximo bestseller. Tampoco es el argumento futurista del próximo videojuego de moda. Es el escenario que denuncian las organizaciones y movimientos sociales presentes en la Cúpula dos Povos, la cita que sirve de contrapeso a la oficialista Río+20, organizada por Naciones Unidas. La coincidencia de ambas cumbres en Río de Janeiro (Brasil) ha servido como escaparate internacional de la ‘Campaña para desmantelar el poder corporativo y parar la impunidad transnacional’, que tuvo su pistoletazo de salida el martes 19 de junio, tras una plenaria que reunió las voces de diferentes pueblos afectados, casos de Mozambique, Brasil y Perú. “En la gran mayoría de los países los gobiernos están al servicio de los intereses corporativistas y contra nosotras, las mayorías”, reza el documento que sirve de llamado a la comunidad internacional, a la que recurren para luchar por la soberanía económica, política, cultural y ambiental.

El primer paso, subrayan, es poner fin a la impunidad de las transnacionales. Lo explica para OMAL el presidente de Amigos de la Tierra Internacional, Nnimmo Bassey: “Hemos lanzado la campaña porque entendemos que la dirección que ha tomando el mundo es destructiva, fundamentalmente porque las corporaciones han bloqueado el diálogo y controlan a los gobiernos. Tienen una incidencia negativa a la hora de abordar temas como el cambio climático, la crisis global e incluso la actividad parlamentaria”.

La campaña lleva la firma de más de un centenar de organizaciones, entre las que figuran nombres como los de Amigos de la Tierra, Bench Marks Foundation, La Vía Campesina, Marcha Mundial de las Mujeres, OIDHACO, Red Birregional Europa-América Latina y el Caribe Enlazando Alternativas, Observatorio de Multinacionales en América Latina (OMAL) y Transnational Institute (TNI). “El futuro es nuestro y podemos limpiarlo. No podemos tolerar por más tiempo la impunidad de las transnacionales. Son las causantes del crimen medioambiental. Tienen que irse de nuestros servicios públicos, dejar nuestras fuentes de alimentación”, gritó a los cuatro vientos durante su intervención en inglés la coordinadora del Programa Regionalismos Alternativos del TNI, Brid Brennan, admitiendo poco después que “necesitamos mostrar que somos capaces de formar un nuevo mundo, una alternativa. Tenemos una gran responsabilidad y por eso debemos unirnos”.

Las voces originarias mostraron que son cada vez más las comunidades que resisten a los embates corporativistas. Denunciaron que sufren una mercantilización de sus vidas, desde que “las transnacionales operan de forma global, se mueven de un país a otro, pero en todos aplican la misma receta del lucro a cualquier costo. Y el costo lo pagamos nosotros y nosotras, el 99 por ciento de la población”.

Precisamente a esas grandes mayorías se dirige la explicación del presidente de Amigos de la Tierra Internacional, quien aboga por “parar a las corporaciones, eliminar su poder para que regrese a la vida de los ciudadanos”. Cuestionado las posibilidades de éxito de la nueva campaña, Bassey no titubea un segundo: “Es una meta realista precisamente porque es la única alternativa que tenemos. El primer paso es democratizar las sociedades para que todos seamos responsables de nuestros contextos. Por eso es muy importante que estemos unidos; porque somos el pueblo. No importa cuán importantes y poderosos sean ellos. El pueblo es el que tiene el poder, incluso si ellos nos hacen creer que lo hemos perdido porque no respetan nuestra legitimidad, no confían en nosotros y no quieren escucharnos”.
¿Están entonces con el pueblo los representantes políticos que acuden a la Río+20? Naciones Unidas no se salva de las críticas del activista y poeta nigeriano, que con figura alargada y semblante serio afirma: “Queremos detener el creciente poder de las corporaciones en Naciones Unidas, que actualmente no está capacitada para tomar las decisiones correctas, precisamente, por culpa de las multinacionales. Hablamos de de diferentes niveles de acción”. Palabra del reciente (2010) ganador del Premio Nobel Alternativo, una de las voces más respetadas que se dejan escuchar estos días en la costa carioca.

La ‘Campaña para desmantelar el poder corporativo y parar la impunidad transnacional’ pretende unir experiencias y luchas, para aprender colectivamente de las victorias y los fracasos, y compartir así estrategias para frenar la impunidad de las transnacionales. “Desmantelar por asfixia el sistema de poder de las transnacionales requiere de la acción coordinada mundial, de la lucha en muchos ámbitos, de la combinación de la movilización en las calles y territorios, la educación popular, y acciones en parlamentos, medios, foros y organizaciones internacionales”, finaliza el documento presentado.

M. A. Fernández y J. Marcos en Río de Janeiro (Brasil)
OMAL

Ver en línea : Stopcorporateimpunity


¿Quién es usted?
Su mensaje

Para crear párrafos, deje simplemente líneas vacías.


Twitter

Vimeo >>

PNG - 5.3 KB