Twitter

Vimeo >>

Pepa

María González Reyes y Virginia Pedrero

Lunes 29 de septiembre de 2014

JPEG - 32.3 KB

Pepa llega de la escuela cargando una mochila llena de cosas que no entiende. Me mira y no me deja esquivar sus ojos. Me dice sin voz que va porque sabe que yo quiero que vaya, porque me quiere. Tampoco dice nada, pero mira sus pies cubiertos por unos zapatos rotos. Le digo “luego te ayudo con la tarea del cole”. Y ella, ya sin aguantar las palabras, “pero si solo vienes dos días y la escuela son cinco”. Le sonrío y le doy un beso sobre la cara que no tardará en llenarse de polvo y suciedad.

Imagino a Pepa dentro de diez años. La imagino no cargada de hijos, no maltratada por un hombre. No analfabeta. No recogiendo botellas de plástico para conseguir juntar unas monedas. No triste.


Texto: María González Reyes / Ilustración: Virginia Pedrero.


¿Quién eres?
Tu mensaje
  • Para crear párrafos, deje simplemente líneas vacías.


Noticias

Movilizaciones en más de 20 ciudades para frenar el CETA

El próximo 21 de enero la campaña No al TTIP ha convocado junto a otras organizaciones sociales y políticas europeas un Día de Acción Global para demandar al Parlamento Europeo que vote “no” al acuerdo comercial y de inversiones entre la UE y (...)

Fuente: Campaña No al TTIP | 17 de enero

Ortega, su hija Sandra y Roig poseen la misma riqueza que el 30% más pobre de España

El fundador de Inditex, Amancio Ortega, su hija Sandra y el presidente de Mercadona, Juan Roig, acumulan la misma riqueza que el 30% más pobre en España, es decir, que 14,2 millones de personas, la población total de Catalunya y la (...)

Fuente: Público | 17 de enero

|

Actualidad

CETA: quiénes ganan con el acuerdo UE-Canadá

El día 21 tendrán lugar decenas de manifestaciones en varios países europeos contra el acuerdo comercial con Canadá. 3,5 millones de personas entregaron sus firmas para detener este tratado y el TTIP. El empeño de los lobbies de las (...)

Pablo Elorduy | 20 de enero

Dos días antes del juicio

Supongo que Diego hoy se levantó entre nervioso e ilusionado. Supongo que entre las dos cosas gana la ilusión. Supongo que desayunó (quizás tostadas con café) y que pensó mientras se duchaba que ojalá todo termine bien, que es lo mismo que (...)

María González Reyes | 15 de enero

|